Vehículos Adaptados

Resumen

Las personas con discapacidades a menudo pueden conducir de manera segura al hacer modificaciones o agregar equipos adaptativos a sus vehículos para satisfacer sus necesidades específicas. A medida que la tecnología ha mejorado y ha aumentado en disponibilidad, la cantidad de personas que usan vehículos adaptados también ha aumentado. NHTSA apoya a las personas con discapacidades al ofrecer consejos sobre cómo modificar o comprar un vehículo para satisfacer sus necesidades de manejo.

Vehículos Adaptados
El Tema

Adaptando tu Vehículo

FOLLETO

Las tecnologías adaptativas nuevas e ya existentes continúan ampliando las oportunidades para que las personas con discapacidades conduzcan de manera cómoda y segura. Algunas de estas tecnologías adaptativas son tan simples como asientos giratorios para un acceso más conveniente. Otras, como los controles manuales, pueden ser necesarios para que un conductor opere un vehículo de manera segura. Cualesquiera que sean tus necesidades, hay buenas probabilidades que equipos adaptativos estén disponibles para apoyar tus necesidades especiales de manejo y permitirte mantener la libertad que ofrece la carretera abierta.

Adaptando tu Vehículo

INVESTIGA LAS OPORTUNIDADES DE AHORRO DE COSTOS Y LOS REQUISITOS PARA LA CONCESIÓN DE LICENCIAS

Con una gama tan amplia de soluciones disponibles de equipos adaptativos, los costos asociados para modificar un vehículo pueden variar mucho según las necesidades de cada individuo. Algunos equipos adaptativos, como un cojín especial para el respaldo del asiento, pueden facilitar una mejor vista de la carretera por un costo de solamente $50. Equipos más complejos, tales como los controles manuales, se pueden comprar por menos de $1,000. Sin embargo, un vehículo nuevo modificado con equipo adaptativo costará entre $20,000 y $80,000.

Ya sea que estés modificando un vehículo que posees ahora o comprando un vehículo nuevo con equipo adaptativo, vale la pena investigar primero. Al consultar con un especialista en la rehabilitación de conductores antes de comprar, puedes aprender qué equipo adaptativo que necesitas ahora o que puedes necesitar en el futuro, evitar pagar por equipos que no necesitas y conocer las oportunidades de asistencia financiera pública y privada.

Existen programas que pueden ayudar a pagar parte de o la totalidad del costo de la modificación del vehículo. Para obtener información, ponte en contacto con el Departamento de Rehabilitación Vocacional de tu Estado u otra agencia que proporcione servicios vocacionales y, si corresponde, con el Departamento de Asuntos de Veteranos de los EE. UU. Puedes encontrar números de teléfono de estas agencias Estatales y Federales en línea o en tu directorio telefónico local.

También ten en cuenta lo siguiente:

  • Algunas organizaciones sin fines de lucro que abogan por personas con discapacidades ofrecen programas que puedan ayudar a pagar por los dispositivos adaptativos. Generalmente, estos grupos y programas representan recursos locales. Para obtener información sobre los programas disponibles en tu área, ponte en contacto con la oficina gubernamental de tu Estado que se encarga de los servicios para las personas con discapacidades.
  • El seguro del automóvil puede cubrir la totalidad de o una parte del costo del equipo adaptativo si tu necesidad de dicho equipo resultó de un choque automovilístico.
  • La compensación de trabajadores típicamente cubre el costo del equipo adaptativo si tu necesidad de dicho equipo resultó de una lesión relacionada con el trabajo.
  • La mayoría de los principales fabricantes de vehículos ofrecen reembolsos en los equipos adaptativos, por lo general hasta $1,000, siempre que compres un vehículo de menos de un año de antigüedad. Tu distribuidor local de automóviles puede proporcionarte información sobre estos programas y ayudarte con el proceso de solicitud. La información de contacto para los fabricantes de vehículos que ofrecen reembolsos en equipos adaptativos se detalla en la página 18 del folleto, bajo Recursos.
  • Los miembros de la National Mobility Equipment Dealers Association (Asociación Nacional de Distribuidores de Equipo de Movilidad; NMEDA, por sus siglas en inglés) también están familiarizados con los reembolsos de los fabricantes de vehículos, pueden ayudarte a solicitar estos reembolsos — y pueden proveer consejos antes de comprar sobre el tipo de vehículo que se adaptará a las necesidades de tu equipo adaptativo.
  • Algunos Estados no cobran impuestos sobre la venta por los dispositivos adaptativos si tiene una receta médica para su uso.
  • El costo del equipo adaptativo puede ser deducible de impuestos. Consulta con un asesor fiscal calificado para obtener más información.

LOS REQUISITOS PARA LA CONCESIÓN DE LICENCIAS

Todos los Estados requieren un permiso de aprendizaje válido o una licencia de conducir válida para recibir una evaluación de manejo en la carretera. No se te puede negar la oportunidad de solicitar un permiso o licencia debido a tu edad o discapacidad. Sin embargo, se puede emitir una licencia de conducir con restricciones en base a tu necesidad de equipo adaptativo.

Los especialistas en la rehabilitación de conductores realizan evaluaciones comprensivas para identificar el equipo adaptativo más adecuado para tus necesidades y condición médica. Como parte de este proceso, un especialista en la rehabilitación tendrá en cuenta tus necesidades futuras de equipo basadas en tu condición médica y el estrés repetitivo que un auxilio adaptativo puede poner en un grupo muscular particular. Además, puedes esperar una evaluación completa que incluya un examen de la vista y también exámenes de:

  • La fuerza muscular, la flexibilidad y el rango de movimiento;
  • La coordinación y el tiempo de reacción;
  • El juicio y la capacidad para tomar decisiones; y
  • La capacidad para conducir con equipos adaptativos.

Después de finalizar la evaluación, debes recibir un informe con recomendaciones específicas sobre los requisitos o restricciones de conducir. También debes recibir una lista completa de los requisitos o modificaciones recomendados del vehículo. Las recomendaciones deben sugerir que obtengas capacitación en la carretera para practicar una operación segura del equipo y para aprender hábitos de manejo seguros.

CÓMO ENCONTRAR UN ESPECIALISTA CALIFICADO EN LA REHABILITACIÓN DE CONDUCTORES

Consulta con un centro de rehabilitación en tu área para encontrar un especialista calificado en la rehabilitación de conductores para realizar tu evaluación. Puedes encontrar centros de rehabilitación para cada Estado enumerados en los sitios Web de la Association for Driver Rehabilitation Specialists (Asociación de Especialistas en la Rehabilitación de Conductores; ADED, por sus siglas en inglés) and the American Occupational Therapy Association, Inc. (Asociación Estadounidense de Terapia Ocupacional, Inc.; AOTA, por sus siglas en inglés). Estas asociaciones mantienen listas de especialistas calificados en la rehabilitación de conductores en áreas a lo largo de los Estados Unidos y Canadá.

PAGANDO POR UNA EVALUACIÓN

  • Las agencias de rehabilitación y de compensación de trabajadores pueden asistir con el costo de la evaluación del conductor.
  • Tu compañía de seguro médico puede pagar un parte de o la totalidad de la evaluación. Averigua de tu compañía de seguros si necesitas una receta médica u otra documentación para recibir dichos beneficios.
  • Si tú eres una persona mayor, pregunta si tu especialista en la rehabilitación de conductores ofrece un descuento a las personas mayores.

DETERMINANDO EL MEJOR MOMENTO PARA TENER UNA EVALUACIÓN DE CONDUCCIÓN

Consulta con tu médico para asegurarse de que tú estés preparado físicamente y psicológicamente para conducir. Siendo evaluado demasiado pronto después de una lesión, un accidente cerebrovascular u otro trauma puede ser engañoso, ya que puede mostrar la necesidad de equipo adaptativo que tú realmente no necesitarás en el futuro. Querrás estar funcionando lo mejor posible cuando tengas tu evaluación del conductor. Para la evaluación, deberás llevar el equipo que usas normalmente, como un andador o collarín cervical. Si uses una silla de ruedas y estás planeando modificarla u obtener una nueva, asegúrate de informar a tu especialista en la rehabilitación de conductores antes de la evaluación.

EVALUANDO A LOS PASAJEROS CON DISCAPACIDADES

Los especialistas en la rehabilitación de conductores también pueden proporcionar asesoramiento sobre asuntos de la compatibilidad y el transporte seguro de los pasajeros con necesidades especiales. Ellos determinan el tipo de asiento necesario y la capacidad de la persona para entrar y salir del vehículo. Ellos también proporcionan asesoramiento sobre la compra de vehículos modificados y recomiendan ascensores adecuados para sillas de ruedas u otro equipo que funcione en tu vehículo.

Si tienes un niño que requiere un tipo especial de asiento de seguridad, los evaluadores se aseguran de que el asiento le quede bien a tu niño. También se aseguran de que puedas instalar correctamente el asiento en tu vehículo. La American Academy of Pediatrics (Academia Estadounidense de Pediatría; AAP, por sus siglas en inglés) o tu pediatra puede brindar información sobre el transporte seguro de niños con necesidades especiales. También puedes visitar el sitio Web de AAP (aap.org) para acceder a información sobre los asientos de seguridad para los niños con necesidades especiales.

Aunque la compra o el arrendamiento de un vehículo es tu responsabilidad, tu distribuidor de equipos de movilidad y tu especialista en la rehabilitación de conductores están capacitados para garantizar que el vehículo que selecciones pueda ser modificado para satisfacer tus necesidades de equipos adaptativos. Tómate el tiempo para consultar con estos profesionales antes de tomar tu decisión de compra. Para encontrar un distribuidor calificado en tu área, contáctate la National Mobility Equipment Dealers Association (Asociación Nacional de Distribuidores de Equipo de Movilidad; NMEDA, por sus siglas en inglés). Para encontrar un especialista calificado en la rehabilitación de conductores, contáctate la Association for Driver Rehabilitation Specialists (Asociación de Especialistas en la Rehabilitación de Conductores; ADED, por sus siglas en inglés). Las preguntas siguientes puede ayudar con la selección del vehículo. También pueden ayudar a determinar si puedes modificar a un vehículo que ya posees:

  • ¿Tiene el vehículo la capacidad de carga (en libras) para acomodar el equipo que necesitas?
  • ¿Habrá suficiente espacio y capacidad de carga para acomodar a tu familia u otros pasajeros una vez que se modifique el vehículo?
  • ¿Hay espacio de estacionamiento adecuado en el hogar y en el trabajo para el vehículo y para cargar/descargar una silla de ruedas?
  • ¿Hay espacio de estacionamiento adecuado para maniobrar si usas un andador?
  • ¿Qué opciones adicionales son necesarias para la operación segura del vehículo?

Si un tercero está pagando el vehículo, los dispositivos adaptativos o los costos de modificación, averigua si existen limitaciones o restricciones sobre lo que está cubierto. Siempre obtén una declaración por escrito sobre lo que pagará una agencia de financiamiento antes de realizar tu compra. Una vez que selecciones y compres un vehículo, ten en cuenta que también deberás comprar seguro para cubrir tu vehículo mientras se están modificando — a pesar de que estará fuera de la carretera durante este período.

CARACTERÍSTICAS ESTÁNDARES PARA BUSCAR EN UN VEHÍCULO NUEVO DE PASAJEROS

Antes de comprar un vehículo, siempre siéntate en el vehículo primero para asegurarse de que te sientas cómodo.

Comprueba que puedas entrar y salir del vehículo con facilidad. Si es posible, sácalo para una prueba de manejo. ¿Qué tan bien se ajusta el vehículo a tu cuerpo? Para evitar lesiones relacionadas con las bolsas de aire, debes mantener 10 pulgadas entre el esternón y el volante, que contiene la bolsa de aire del lado del conductor. Al mismo tiempo, necesitarás poder alcanzar fácilmente los pedales mientras mantienes una línea de visión cómoda sobre el volante ajustado. También, asegúrate de que el vehículo te proporciona una buena visibilidad en todas las direcciones — delantera, trasera y lateral. Tu distribuidor también puede demostrar el uso de características adaptativas, como las pedales y asientos de conductor ajustables, que pueden ayudar a garantizar un buen ajuste entre el vehículo y la persona. Comprueba si el modelo que estás considerando comprar tiene buenos resultados de pruebas de choque y que es resistente contra vuelcos. Visita www.nhtsa.gov o llama a la Línea Directa de Seguridad de Vehículos de NHTSA al 888-237-4236 para obtener los resultados del gobierno de las pruebas de choque y las clasificaciones de choques de vuelco para marcos y modelos específicos.

Al seleccionar un vehículo, busca y pregunta acerca de las características disponibles que son diseñadas para mejorar tanto la comodidad como la seguridad de los conductores con discapacidades. Algunas de estas características son:

  • Puertas altas o extra-anchas;
  • Pedales ajustables;
  • Manijas grandes de puertas interiores;
  • Perillas de gran tamaño con etiquetas claramente visibles;
  • Tiradores de soporte para ayudar con la entrada y salida;
  • Medidas de capacidad del tablero de instrumentos con tipo grande o ajustable de letras;
  • Ajustadores del asiento que pueden mover el asiento en todas las direcciones — en particular, elevándolo para que la línea de visión del conductor esté 3” por encima del volante ajustado y
  • Encendido montado en el tablero de instrumentos en lugar del encendido montado en la columna de la dirección.

ELIGE UN DISTRIBUIDOR DE MOVILIDAD CALIFICADO PARA MODIFICAR TU VEHÍCULO

Incluso un cambio de media pulgada en la bajada de un piso de un van puede afectar la capacidad del conductor para usar el equipo o tener una vista despejada de la carretera. Por lo tanto, es importante que te toma el tiempo de buscar un distribuidor calificado para modificar tu vehículo. Tu especialista en la rehabilitación de conductores podría proporcionar referencias, dependiendo de dónde vives y tus necesidades de modificaciones del vehículo y equipos adaptativos.

Nota: Algunas agencias Estatales especifican el distribuidor que debes usar si deseas recibir un reembolso. Por ejemplo, algunos Estados exigen que los distribuidores que pujan por trabajos Estatales de rehabilitación vocacional sean miembros del Programa de Garantía de Calidad de la National Mobility Equipment Dealers Association (Asociación Nacional de Distribuidores de Equipo de Movilidad; NMEDA, por sus siglas en inglés).

Para encontrar distribuidores de equipos de movilidad calificados, comienza con consultas telefónicas para obtener información sobre sus credenciales, experiencia y referencias. Haz preguntas sobre cómo funcionan: ¿Trabajan con especialistas calificados en la rehabilitación de conductores? ¿Mirarán a tu vehículo antes de que lo compras? ¿Requieren una receta de un médico o un especialista de la rehabilitación de conductores? ¿Cuánto tiempo pasará antes de que pueden comenzar a trabajar en tu vehículo?

Asegúrate también de que el distribuidor que elijas para modificar tu vehículo esté registrado con la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA, por sus siglas en inglés). A fin de adaptar un vehículo para satisfacer tus necesidades, los distribuidores de equipos registrados están autorizados para modificar el equipo de seguridad exigido por el gobierno federal ya existente. Además, los distribuidores de equipos de movilidad registrados deben proporcionarte una declaración por escrito sobre el trabajo que se realizó, así como una lista de las Normas Federales de Seguridad para Vehículos de Motor afectadas por su trabajo de modificación en una etiqueta adyacente a la etiqueta del fabricante del equipo original o la etiqueta de certificación del modificador. Estas etiquetas suelen estar ubicados dentro de la puerta del conductor. Visita www.nhtsa.gov/apps/modifier/index.htm para averiguar si un distribuidor de equipos de movilidad está registrado con NHTSA como un modificador de vehículos.

Preguntas para considerar al evaluar las calificaciones de un distribuidor de equipos de movilidad aparecen a continuación:

  • ¿Está registrado con NHTSA el distribuidor?
  • ¿Es el distribuidor un miembro de NMEDA y un participante en el Programa de Garantía de Calidad de esta organización?
  • ¿Qué tipo de capacitación recibió el personal?
  • ¿Qué tipo de garantía se proporciona en el trabajo?
  • ¿Proporciona servicio y mantenimiento continuo el distribuidor?
  • ¿Están almacenados y disponibles de inmediata las piezas de repuesto?

Si estás satisfecho con las respuestas que recibes, verifica las referencias; luego haz arreglos para visitar la instalación del distribuidor. Una vez que te sientas cómodo con las calificaciones del distribuidor, querrás hacer preguntas más específicas, tales como:

  • ¿Cuánto costará la modificación?
  • ¿Se aceptan pagos de terceros?
  • ¿Cuánto tiempo tomará la modificación del vehículo?
  • ¿Se puede transferir el equipo a un vehículo nuevo en el futuro?
  • ¿Será necesario modificar las características de seguridad existentes para instalar el equipo adaptativo?

Mientras se modifican tu vehículo, es muy probable que tengas que estar disponible para pruebas del equipo. Esto evita tiempos de espera adicionales para los ajustes una vez que esté completamente instalado el equipo. Sin pruebas adecuadas del equipo, puedes tener problemas con la operación segura del vehículo y puedes tener que volver para ajustes.

RECIBE CAPACITACIÓN SOBRE CÓMO UTILIZAR EQUIPOS ADAPTATIVOS NUEVOS

Tanto los conductores nuevos como los experimentados necesitan capacitación en cómo usar los equipos adaptativos recién instalados de forma segura. El instalador de tu equipo y tu especialista en la rehabilitación de conductores deben proporcionar información sobre los dispositivos nuevos y enseñanza fuera de la carretera.

Pero la literatura y la enseñanza fuera de la carretera no son suficientes para equiparte para conducir de manera segura con tu nuevo equipo adaptativo. Este equipo puede ser muy complejo. Por lo tanto, es sumamente importante obtener capacitación y práctica en la carretera con un especialista en la rehabilitación de conductores que tenga experiencia y conocimiento avanzado de las tecnologías adaptativas. Si tu especialista en la rehabilitación de conductores no ofrece dicha capacitación, pídele una referencia o consulta a tu oficina local de licencias de conducir.

Los departamentos Estatales de rehabilitación vocacional y la compensación de trabajadores pagarán la educación y capacitación del conductor en determinadas circunstancias. Como mínimo, sus personales pueden ayudarte a encontrar un especialista calificado en la rehabilitación de conductores para proporcionar la capacitación.

Por último, recuerda solicitar la ayuda de un familiar o amigo para que te lleve a todas tus sesiones de capacitación. (Es importante tener a alguien que puede conducir tu vehículo en caso de emergencia.)

ASEGURANDO EL FUNCIONAMIENTO SEGURO Y EL CUMPLIMIENTO DE LA GARANTÍA

El mantenimiento regular es importante para mantener seguras y confiables tu vehículo y las características adaptativas especialmente instaladas. También puede ser obligatorio para cumplir con los términos de tu garantía. Algunas garantías especifican un período de tiempo durante el cual el equipo adaptativo debe ser inspeccionado. Estos horarios de revisión del equipo pueden diferir de los de tu vehículo. Asegúrate de que tú o tu modificador envíen todas las tarjetas de garantía para todos los equipos. Esto no solo garantizará la cobertura, sino que también permitirá a los fabricantes a ponerse en contacto contigo en caso de un retiro.

LISTA DE REVISIÓN DE SEGURIDAD DEL VEHÍCULO

La garantía de tu vehículo y tu manual del propietario describen el mantenimiento del vehículo regularmente requerido. Ten en cuenta que tu equipo adaptativo puede necesitar atención especial o chequeos más frecuentes que tu vehículo solo. Sin embargo, la siguiente lista de revisión representa el mantenimiento básico que se aplica a todos los vehículos:

  • Repasa la presión de aire de las llantas al menos una vez al mes y siempre antes de un largo viaje por carretera.
  • Cambia el aceite según lo recomendado por tu manual del propietario, utilizando la calidad recomendada.
  • Comprueba todos los fluidos cuando cambies el aceite, incluidos el líquido de la dirección asistida, el líquido de frenos y el refrigerante del motor.
  • Revisa rutinariamente los faros delanteros, las luces de freno y estacionamiento, las luces de retroceder y las señales de giro.
  • Recuerda mantener limpias las ventanas y los faros. Necesitas ver claramente hacia dónde te diriges. Manteniendo limpios los faros ayudará a otros vehículos a verte también.
  • Repasa por daño ocasionado por los peligros de la carretera al hacer que tu vehículo se suba a un elevador de servicio al menos una vez al año.

El mantenimiento adecuado puede mantener tu vehículo funcionando sin problemas, dejándote libre para concentrarte en la carretera y disfrutar de la libertad de conducir. Sin embargo, si crees que tienes un problema con tu vehículo modificado o equipo adaptativo, infórmanos al respecto. Reporta una Queja de Seguridad del Vehículo en nhtsa.gov. La información que provees es importante y podría ayudar a determinar si existe un problema de seguridad.

¡Revisa los retiros (recalls) de tu vehículo!

Sabe si hay un problema de seguridad con tu vehículo y cómo solucionarlo.

NHTSA En Marcha

NHTSA se dedica a promover comportamientos seguros en las carreteras de nuestra nación

Demostrando nuestro compromiso a promover conductas seguras en las carreteras de nuestra nación, NHTSA regula las modificaciones que hacen a los vehículos usados por personas con discapacidades y proporciona un proceso comprobado para los conductores y quienes transportan a la gente con discapacidades para mantener su libertad en la carretera. NHTSA alienta a las personas que requieren dispositivos adaptativos a trabajar con especialistas experimentados en la rehabilitación de conductores, distribuidores y modificadores registrados por NHTSA y otros profesionales para evitar errores costosos al modificar o comprar un vehículo para satisfacer de manera segura sus requisitos.

Además, NHTSA:

Recursos

Recursos

Busca recursos adicionales

8 Results