¿DÓNDE ESTÁ EL BEBÉ?
REVISAR ANTES DE CERRAR

En solo 10 minutos, la temperatura dentro de tu vehículo puede alcanzar niveles mortales. Acostúmbrate a revisar el asiento trasero cada vez que salgas del auto.

UN VEHÍCULO CALIENTE PUEDE SER UN ARMA MORTAL

Si eres padre, cuidador o espectador de un niño dejado en un auto, es vital comprender que los niños son más vulnerables que los adultos. La temperatura corporal de un niño aumenta de 3 a 5 veces más rápido que la de un adulto. Cuando dejas a un niño en un vehículo caliente, su temperatura puede aumentar de forma rápida y mortal. La hipertermia comienza cuando la temperatura corporal alcanza los 104 grados Fahrenheit. Una temperatura corporal de aproximadamente 107 grados Fahrenheit es mortal. En 2017, 42 niños murieron por hipertermia dentro de un vehículo caliente.

OCHO PASOS SENCILLOS PARA PREVENIR LAS MUERTES POR HIPERTERMIA.

  1. Nunca dejes a un niño desatendido en un vehículo; incluso si las ventanas están parcialmente abiertas o si el motor está encendido y el aire acondicionado está prendido
  2. Acostúmbrate a mirar el asiento delantero y trasero del vehículo antes de poner el seguro y alejarte
  3. Pide a la guardería de tu hijo que llame si el niño no llega como acordaron
  4. Coloca tu bolso o maletín en el asiento trasero para asegurarte de no dejar a tu hijo accidentalmente dentro del vehículo
  5. Escribe una nota o coloca un peluche en el asiento del copiloto para acordarte de que hay un niño en el vehículo
  6. Enseña a los niños que el vehículo no es un área de juego y guarda las llaves fuera del alcance de los niños
  7. Si ves a un niño solo en un vehículo cerrado, sácalo de inmediato y llama al 911
  8. Un niño en peligro debido al calor extremo debe ser sacado del vehículo y refrescado lo más rápido posible