Skip to main content
News

NHTSA Les Recuerda a Los Padres Revisar Antes de Cerrar

Día Nacional de Prevención del Calor Extremo (Hipertermia) es el sábado, 1 de mayo

| Washington, DC

El Departamento de Transporte de los Estados Unidos y la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) hoy instó a todos los padres y cuidadores a asegurarse de recordar siempre “¿Dónde Está el Bebé? Revisar Antes de Cerrar” cuando manejen con pasajeros jóvenes. El sábado, 1 de mayo, es el Día Nacional de Prevención de Calor Extremo (Hipertermia), una oportunidad de recordarles a todos de los peligros a que exponemos a los niños en los vehículos calientes. La campaña de NHTSA “¿Dónde Está el Bebé? Revisar Antes de Cerrar” es de $3 millones de dólares para recordarles a los conductores a que nunca dejen a un niño solo o desatendido en vehículos y a que cierren sus autos con llave para prevenir que los niños entren en vehículos abiertos. La campaña anual de prevención del calor extremo comenzó con eventos virtuales en Atlanta y Houston, con NHTSA y defensores de la seguridad recordándoles al público de los peligros de dejar a los niños en autos calientes. “Ningún niño debería de morir porque estaba atrapado en un vehículo caliente. Cada niño que muere deja un vacío en los corazones de sus familias que nunca podrán ser llenados, y lloramos con ellos. Los padres y cuidadores deben hacer un plan para prevenir el calor extremo; al revisar siempre el asiento trasero, cerrar el vehículo con llave en casa y nunca dejar a un niño en el auto por ningún motivo,” dijo el Dr. Steven Cliff, Administrador Interino de NHTSA. El calor extremo en los niños puede ocurrir rápidamente, ya que sus cuerpos son más pequeños, se calientan más rápido y pesan menos, y son más propensos a los efectos de las temperaturas extremas. Las muertes por calor extremo (hipertermia) pueden ocurrir en vehículos estacionados en áreas sombreadas y en temperaturas tan bajas como 57 grados, incluso con las ventanillas medio bajadas. Desde 1998, 882 niños han muerto por hipertermia vehicular pediátrica, un promedio de 38 niños cada año. En 2020, 24 niños murieron en autos calientes. Estos consejos pueden ayudarte a prevenir el calor extremo en niños:
  • Revisa el asiento trasero cada vez que salgas de tu vehículo. Coloca un peluche o un juguete al frente como recordatorio, o coloca tu cartera, celular u otro artículo importante en el asiento trasero.
  • Pídale a la guardería o la escuela de tu hijo que llamen si tu hijo no llega.
  • Mantengan los vehículos cerrados con llave en todo momento cuando estén estacionados para evitar que un niño se suba y quede atrapado, y mantengan las llaves fuera de su alcance.
  • Enséñeles a los niños que los vehículos no son un lugar para jugar.
  • Nunca dejes a un niño en un vehículo cuando estés haciendo mandados, ni siquiera por un minuto.
  • Los transeúntes también pueden desempeñar un papel importante para salvar una vida - si ves a un niño solo en un vehículo, llama al 911 y busca ayuda de inmediato.
Para aumentar aún más la concientización y la prevención, NHTSA ha convocado al Grupo de Trabajo de Calor Extremo con defensores de la seguridad, líderes de la industria, personal de primera respuesta y empresarios para amplificar el mensaje de prevención de hipertermia a un público más amplio. Para materiales educativos visita: Prevenir Muertes Infantiles por Calor Extremo Para más información visita: Seguridad Infantil en Vehículos

NHTSA

NHTSAmedia@dot.gov 202-366-9550